Procrastinación

Intento mantenerme consciente de lo que estoy haciendo, atenta, concentrada, con las manos tecleando sin prisa pero sin pausa. Nada, hoy me la he pasado gran parte del tiempo haciendo nada más que evadir lo que tengo que hacer: trabajar.

Por qué dejar para mañana lo que puedo hacer hoy. Tremenda frase para quienes vamos postergando las cosas que hay que hacer, recurriendo a otras labores menos trascendentales. Qué digo, ¿qué tiene de poco trascendental el darme tiempo para pensar y hacer nada? Ni idea.

Por ahora, sólo esperaré un rato hasta que amaine la lluvia que se desliza por mis mejillas.

Anuncios

Acerca de Claudia

El año 2006 me diagnosticaron trastorno bipolar y conocí los tratamientos electroconvulsivos. Siguiendo el típico manual, fui diagnosticada tipo I de ciclaje mixto y rápido. Escribo aquí desde agosto del 2012, simplemente para recordarme el sentido que tiene seguir aquí. Mi hija configura gran parte de mi voluntad. eldiariodeunabipolar@gmail.com
Esta entrada fue publicada en Trastorno bipolar y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s